En el Colegio de Abogados de la 3° Circunscripción Judicial reina la decepción ante la falta de respuesta a las solicitudes de cobertura de vacantes en juzgados neurálgicos de Venado Tuerto, entre otras peticiones desatendidas hasta el momento. Con notoria preocupación, el máximo referente de los colegiados, Alberto Turcato, puntualizó que así como lo hizo dos meses atrás en forma personal, el martes 6 del corriente envió sendas notas al secretario de Justicia provincial, Gabriel Somaglia, y al presidente de la Corte Suprema de Justicia santafesina, Roberto Falistocco, expresando “nuestra fuerte inquietud respecto de la configuración y estado de situación relacionado con los distintos juzgados de esta 3° Circunscripción y sus vacancias provisorias y definitivas, en los cuales en el día de ayer (5/4/21) ha podido verificarse la presencia efectiva de dos jueces a cargo de los ocho juzgados de toda la Circunscripción”.

Alberto Turcato, presidente del Colegio de Abogados.

“En febrero último, apenas se reanudó la actividad judicial, el presidente de la Cámara de Apelación en lo Comercial, Civil y Laboral, Juan Ignacio Prola, me comunicó la compleja situación que atravesaban el Juzgado de Circuito, a cargo del doctor Vicente Militello, y el Juzgado Laboral, en manos del doctor Jorge Verna, que por razones de salud no se reintegraron luego de la feria. Además, la doctora Nancy Grasso, en virtud de su jubilación, tampoco está en funciones”, describió Turcato.

También señaló el directivo en dichos escritos que “esta situación ha venido motivando una serie de presentaciones, entrevistas personales y un cúmulo de tramitaciones destinadas a resolver y paliar estos hechos, tanto ante esa Secretaría de Justicia, como ante la propia Corte Suprema, pero más allá de la disposición observada en todos los ámbitos, advertimos que la situación no encuentra un cauce que permita cuanto menos atenuar y atender de manera satisfactoria los inconvenientes que se generan”.

Por estos días los magistrados María Celeste Rosso y Gabriel Carlini no sólo cubren sus propias reparticiones (Juzgados en lo Civil y Comercial de 1° y 2° Nominación, respectivamente), sino también el Juzgado de Familia, el Juzgado Laboral y el Juzgado de Circuito, “con el agravante de que el de Familia y el Laboral son los más saturados por el mayor caudal de trabajo”, acentuó. Para más datos, ambos jueces debieron asumir por unos días las funciones del juez de Rufino, Luis Cignoli, quien dio positivo de Covid-19 y recién se reintegró en la víspera.

 

«… más allá de la disposición observada en todos los ámbitos, advertimos que la situación no encuentra un cauce que permita cuanto menos atenuar y atender de manera satisfactoria los inconvenientes que se generan”.

Fuerte sobrecarga

“Tanto Rosso como Carlini, al igual que sus colaboradores, están muy sobrecargados y esto coloca el sistema al borde del colapso”, reforzó el ex concejal venadense. “Jamás dudamos de la buena voluntad ni de la capacidad de trabajo de estos jueces, pero humanamente hay un límite, y es esperable que en breve sobrevengan demoras que no sólo perjudicarán nuestra tarea profesional como abogados, y por lo tanto nuestra fuente de ingresos, sino también, que es lo más importante, se lesionarán los derechos de los justiciables”, remarcó.

En cuanto a los necesarios reemplazos transitorios de Militello y Verna, el dirigente cuestionó que la actual ley de subrogancias no contribuye a un trámite expeditivo para facilitar esas suplencias. Y con igual énfasis reprochó que aún no se haya llamado a concurso para cubrir el cargo de juez de Familia, pese a que desde hace largo tiempo se sabía que Grasso dejaría ese rol para acogerse al beneficio jubilatorio.

Al respecto, en el texto remitido al secretario de Justicia provincial, el Colegio de Abogados puntualiza que “las vacancias existentes se prevén de largo aliento y ese panorama exige a todos los sectores el análisis de soluciones creativas, que favorezcan y garanticen el debido acceso a la Justicia. Se hace imperativo concretar los llamados a concurso de los juzgados con vacancias definitivas, establecer los nombramientos y puesta en marcha de los juzgados creados por ley, y contemplar algunas alternativas para poder de alguna manera definir presencias transitorias o subrogadas en los juzgados con vacancias temporarias, pero que se observan de largo alcance”.

Asimismo, Turcato recordó que en la Circunscripción hay dos juzgados creados por ley, uno de Familia y otro Laboral, esenciales para reforzar la estructura existente, “pero faltan las partidas presupuestarias”, lamentó. “Y ni siquiera están contempladas esas asignaciones para este año”, añadió, aunque lejos de resignarse, volvió a reclamar en tal sentido ante los funcionarios provinciales y judiciales: “No exigimos que sea inmediato, pero sí que se inicie el proceso, pues un concurso suele demandar meses, y más aún la instalación de un nuevo juzgado”, completó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.